SILESTONE INSTITUTE

El Instituto Silestone organiza talleres para evitar el despilfarro de alimentos

Los días 9 y 10 de marzo, el Instituto Silestone organizó talleres y charlas contra el despilfarro de alimentos con el objetivo de sensibilizar e involucrar a sus empleados y a los consumidores sobre este tema que nos afecta a todos. Los talleres, dirigidos a la ciudadanía y a los empleados de Cosentino, se desarollaron en la sede de la compañía y en el Palacio Provincial de la Diputación.

El despilfarro de alimentos es un grave problema con implicaciones éticas e importantes repercusiones en el ámbito socioeconómico y medioambiental que no son muy compatibles con un modo de vida mínimamente sostenible.  Se calcula que uno de cada tres alimentos termina en la basura y aunque el despilfarro se produce en todos los eslabones de la cadena alimentaria, los estudios demuestran que es en el hogar dónde el desperdicio es más importante. Por ello, es en el consumidor final en quién deben centrarse muchos de los esfuerzos, tratando de informar y formar mediante acciones divulgativas de concienciación, involucrándole en un problema que nos afecta a todos. Incluido dentro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU, principalmente con el ODS 2: “Hambre Cero” que implica la reducción del desperdicio alimentario a la mitad para 2030, las instituciones, tanto europeas como españolas, están haciendo un gran esfuerzo en atajar este problema. En España, este esfuerzo ha culminado con el Anteproyecto de Ley de Prevención de las Pérdidas y el Desperdicio Alimentario en el que se insta a todos los agentes implicados a involucrarse dentro de la tarea de disminuir el despilfarro. 

Maite Pelayo

Talleres para empleados de Cosentino y para los ciudadanos de Almería

Consciente de esta situación y, en el marco de su compromiso con la sostenibilidad, Cosentino a través del Instituto Silestone, organizó talleres dirigidos a sus empleados en las oficinas centrales de la compañía y para el público en general en la sede de la Diputación de Almería. De la mano de la microbióloga Maite Pelayo, portavoz del Instituto Silestone y del Dr. Alejandro Bonetti, Director Adjunto del Aula Dieta Mediterránea y Vida Saludable de la Real Academia de Medicina y Cirugía de Andalucía Oriental, Ceuta y Melilla. (RAMAO), los asistentes a los talleres pudieron conocer de primera mano las consecuencias del desperdicio de alimentos y cómo se puede evitar el despilfarro en el hogar. El objetivo de estos talleres es sensibilizar sobre este tema para conocer las razones por las que, muchas veces sin ser conscientes, desperdiciamos los alimentos y proporcionar herramientas para evitar que los alimentos terminen en la basura.

La diputada de Promoción Agroalimentaria, María Luisa Cruz, dio la bienvenida a los asistentes y agradeció a Cosentino y al Instituto Silestone la elección de este escenario: “Desde ‘Sabores Almería’ tenemos una apuesta fundamental por la promoción de los productos que proceden de la cuna de la Dieta Mediterránea”, ha explicado. Además, ha dado la enhorabuena por una iniciativa que “contribuye a evitar el despilfarro y cuidar nuestro medio ambiente” y que responde a los valores de sostenibilidad de “las más de 100 empresas que proceden de pequeños municipios y que tienen un carácter familiar, artesano y que apuestan por productos de cercanía”. Por su parte, el secretario general del Instituto Silestone, Santiago Alfonso, felicitó a la Diputación por los “200 años de su constitución ofreciendo cobijo y respaldando a los almerienses” y explicó que entre los objetivos de este foro creado en 2006 se encuentra el fomento de los hábitos saludables.

“Estamos convencidos que fomentando los hábitos de vida saludable desde la convicción de que el fomento de estos hábitos aporta felicidad, calidad de vida y sociedades longevas e ilusionadas con el oficio de vivir”, ha explicado Santiago Alfonso.

Santiago Alfonso

Mayte Pelayo, portavoz científica del Instituto Silestone, aseguró que “el despilfarro de alimentoses un problema ético, socioeconómico y medioambiental que provoca la pérdida del valor de los alimentos” y ha situado el foco en reto de reducirlo a la mínima expresión”.  Por su parte, Bonetti recordó que más de 500 millones de europeos comen productos agroalimentarios de Almería: “1 de cada 3 europeos comen a diario productos del campo almeriense. Cerca del 50% de los productos que se despilfarran corresponden a la Dieta Mediterránea. Concretamente un 33% de frutas y un 14% de verduras. Con este desperdicio estamos contribuyendo a despilfarrar y arrojar a la basura elementos esenciales de la Dieta Mediterránea”, explicó.

Alejandro Bonetti

Una encuesta para conocer el Índice del Riesgo del Despilfarro de Alimentos (IRDA)

Asimismo los asistentes a estas jornadas pudieron realizar la encuesta IRDA (Índice del Riesgo del Despilfarro de Alimentos), desarrollada por Maite Pelayo, que estima el grado de riesgo de desperdicio de alimentos en el hogar. Cuantificar el despilfarro en el ámbito doméstico es complicado, sin embargo, sí es posible estimarlo de manera indirecta a través de ciertos hábitos de compra, manipulación y consumo que pueden predisponer al despilfarro. Estos factores que se analizan y cuantifican en esta encuesta.

Todas las personas interesadas en saber su nivel de desperdicio de alimentos en el hogar, pueden responder la encuesta IRDA a través de la página web del Instituto Silestone.

* Los días 9 y 10 de marzo, el Instituto Silestone organizó charlas y talleres en las instalaciones de Cosentino y en el Palacio Provincial de Diputación para sensibilizar e involucrar sobre este problema que nos afecta a todos.

* El despilfarro de alimentos es una grave cuestión con implicaciones éticas y repercusiones en el ámbito socioeconómico y medioambiental.

* Se calcula que uno de cada tres alimentos termina en la basura, de los cuales cerca del 50% corresponde a la Dieta Mediterránea. El hogar es el lugar donde el desperdicio es más importante.

* El Instituto Silestone presenta la primera Encuesta IRDA que estima el grado de riesgo de desperdicio de alimentos en el hogar.

www.silestoneinstitute.com

Miscelania

« « Notícia anterior | Notícia siguiente » »